España, al Mundial de Sudáfrica; Argentina, contra las cuerdas


La selección española de fútbol se clasificó ayer matemáticamente para disputar el año próximo la fase final del Mundial 2010, que se celebrará en Sudáfrica.

Cesc y Villa celebran el primer gol, marcado por el capitán del Arsenal. Foto: Marca.com

Cesc y Villa celebran el primer gol, marcado por el capitán del Arsenal. Foto: Marca.com

Los campeones de Europa certificaron la clasificación de forma brillante en los dos encuentros disputados en estos cinco días. El sábado, en Riazor, los chicos de Del Bosque bailaron a Bélgica con un 5-0 -dos goles de Silva, otros dos de Villa y uno de Piqué- que pudo ser mucho más amplio; y ayer, en el Estadio Romano de Mérida, pese a no disputar un encuentro brillante, dieron buena cuenta de Estonia, derrotando a los bálticos ex soviéticos por 3-0. Cesc Fábregas, Cazorla y Mata hicieron que los aficionados que se dieron cita en el estadio de la capital extremeña salieran de allí con la satisfacción de haber visto a “la Roja” sacar definitivamente su billete para Sudáfrica, a dos jornadas del final de la fase de clasificación. A ello contribuyó también el empate de Bosnia en casa frente a Turquía, el segundo requisito necesario. Los bosnios, pese a ello, casi tienen asegurado disputar la repesca como uno de los ocho mejores segundos clasificados, a priori toda una sorpresa. La selección buscará ahora el pleno de victorias en sus visitas a Armenia y Bosnia.

En el resto de grupos europeos, Holanda e Inglaterra también se clasificaron matemáticamente para el Mundial. Los holandeses lo hicieron el pasado sábado, mientras los ingleses golearon ayer por 5-1 a los croatas, tomándose la revancha del encuentro que en 2007 supuso su no clasificación para la Eurocopa de Austria y Suiza. Por su parte, Portugal todavía respira tras su victoria en Hungría por 0-1. A falta de Cristiano Ronaldo, del que sigue sin saberse mucho, fue otro madridista, Pepe, el que marcó el gol de la victoria, que posibilita que Portugal aún tenga posibilidades de disputar la repesca. Para ello depende del próximo encuentro entre Dinamarca y Suecia, en el que a los portugueses les es necesaria una victoria danesa para poder superar a los suecos, que son quienes les preceden en la clasificación.

Otra selección con problemas es Francia, que debía haber ganado ayer en Serbia para seguir optando a la clasificación directa, pero que solamente pudo empatar a uno -gol de Thierry Henry-, lo que deja el camino libre para los serbios, que mantienen cuatro puntos de ventaja cuando solamente faltan seis por disputarse. La actual subcampeona del mundo, salvo milagro, deberá esperar a la repesca.

Maradona, tras consumarse la derrota contra Paraguay. Foto: Marca.com

Maradona, tras consumarse la derrota contra Paraguay. Foto: Marca.com


Por el contrario su rival en la última final mundialista, Italia, tiene casi asegurado el pase después de la victoria de ayer por 2-0 sobre Bulgaria, mientras que Alemania y Rusia se jugarán en Moscú el primer puesto de su grupo, con ventaja para los alemanes al marchar un punto por delante en la clasificación.

En Sudamérica la noticia es la caída de Argentina al puesto de repesca,después de las dos dolorosas derrotas sufridas, primero en casa ante Brasil y luego en Paraguay. Si el 1-3 ante los “canarinhos” dejó tocados a la albiceleste y a Maradona, el 1-0 de ayer hace no sólo que no dependan ya de sí mismos para clasificarse directamente, sino que además sufran el acoso de Colombia y de Uruguay en la lucha por ese mismo puesto de repesca. Los argentinos deberán visitar el estadio Centenario de Montevideo en la última jornada, aunque por el contrario les puede beneficiar el resultado que se dé pocos días antes entre Ecuador -la actual poseedora del cuarto puesto después del 1-3 de ayer en Bolivia- y sus vecinos uruguayos. Sea como fuere podríamos estar, por primera vez en muchos años, ante la ausencia mundialista de una de las selecciones más grandes, toda una bicampeona como Argentina. Sus dos verdugos de este periplo, Brasil y Paraguay, sellaron son sus victorias el pase a la Copa del Mundo.

Por último, en la CONCACAF (Centroamérica y Norteamérica), Estados Unidos y México toman el mando también a falta de dos jornadas, y salvo sorpresa, como casi siempre, serán las dos selecciones que se clasifiquen directamente, dejando para Honduras y Costa Rica la lucha por la plaza de repesca que le enfrentará al quinto clasificado de la zona sudamericana.

, ,

  1. No hay Comentarios
(No será publicado)