El Madrid acompaña al Barça en cuartos de final


Ha tardado lo suyo, pero por fin lo ha conseguido. Siete años más tarde, el Real Madrid ha espantado de golpe dos de sus fantasmas por excelencia en la época contemporánea de la Liga de Campeones. Por una parte, tras seis años de sonados fracasos en octavos de final -algo inexplicable-, esta noche ha logrado superar su eliminatoria fatídica; y por otra, lo ha hecho derrotando por vez primera -algo aún más inexplicable- a su “bestia negra” de los últimos años, el Olympique de Lyon, al hacer bueno el 1-1 de la ida con un 3-0 en el Bernabéu.

Era la cuarta edición de la máxima competición continental en los últimos seis años en la que blancos y lioneses se veían las caras, y en las tres anteriores el Olýmpique, bien en la liguilla bien en eliminatorias, le había pintado sistemáticamente la cara a su rival en el global de los dos enfrentamientos por temporada; mas esta noche no, para alivio de toda la masa social madridista.

El Madrid, por una vez, sí que le ha jugado a los franceses de forma inteligente, y el 3-0 de la vuelta no es más que una muestra de la enorme diferencia que, históricamente y también en el tiempo presente, hay entre ambos conjuntos. Ni más, ni menos. Y a los de Mourinho no les ha hecho falta apabullar, en absoluto, para terminar dando buena cuenta de los del país vecino.

Tres golitos casi sin darse cuenta, uno de Marcelo en la primera parte, y otros dos de Benzema y Di María en la segunda, le han endosado los merengues al Olympique que, alejados ya sus mejores años, apenas si han hecho trabajar a Casillas.

Así pues, el Madrid va a experimentar el próximo viernes una sensación que parecía ya perdida y olvidada, la de estar en el bombo de los cuartos de final de la Champions, en el que acompañará al Barça como representante del fútbol español. Sus rivales, además de los que ya se clasificaron junto a los blaugrana la pasada semana –Schalke 04, Shakhtar y Tottenham-, serán tres pesos pesados históricos de la competición.

De todos ellos, quizás lo más sorprendente haya sido lo del Inter. El actual campeón demostró ante el Bayern Munich, en la reedición de la final del pasado año, que también sabe competir sin Mourinho y, tras perder por 0-1 en San Siro, volteó la eliminatoria en un espectacular partido en el Allianz Arena.

Los milaneses remontaron un 2-1 de los bávaros en la segunda parte y, con goles de Sneijder y Pandev -éste en el último minuto-, acabaron ganando por 2-3, pasando por el valor doble de los goles en campo contrario, y salvando el honor del maltrecho fútbol italiano al ser el único equipo en torneos europeos del país de la bota que sigue en liza.

El bombo lo completarán los otros dos representantes de la Premier League -que ha metido a todos sus equipos salvo al Arsenal-, el Manchester United y el Chelsea. Los “red devils” dejaron fuera ayer con muchos apuros al Olympique de Marsella (0-0 y 2-1), a quienes sólo dos goles del “Chicharito” Hernández en la vuelta mandaron a casa; y los “blues” han eliminado esta noche al Copenhague sin brillo, pero con mucho oficio (0-2 y 0-0). A ver qué sucede en menos ya de 48 horas con los emparejamientos de cuartos de final.

,

  1. No hay Comentarios
(No será publicado)