Archivo etiqueta Europa League

Los zarpazos del “Tigre” Falcao dan la Europa League al Atlético (3-0)


ATLÉTICO DE MADRID 3-ATHLETIC DE BILBAO 0 (FINAL UEFA EUROPA LEAGUE)

El Atlético de Madrid ya tiene su segunda Europa League. Y Radamel Falcao, también. Llegando a ellas por caminos diversos, lo cierto es que ambos son los dominadores absolutos de esta joven competición, heredera de la antigua Copa de la UEFA. Los colchoneros han vuelto a campeonar esta noche, en el Estadio Nacional de Bucarest, después de hacerlo en Hamburgo durante el inolvidable 2010; y el “Tigre”, como hace un año en las filas del Oporto, ha vuelto a ser decisivo para que el equipo en el que milita haya vuelto a levantar el trofeo, privando al Athletic de Bilbao de su primer momento de gloria en este ilusionante final de temporada para ellos.

Y es que el goleador colombiano, que también ha vuelto a repetir galardón de máximo anotador, ha sido el principal artífice del éxito con sus dos “dianas” -cocinadas y degustadas a lo Juan Palomo- sobre unos “leones” verdaderamente agotados, tanto en lo físico como en lo mental. El esfuerzo titánico que Marcelo Bielsa les viene exigiendo a los 14-15 hombres con los que cuenta habitualmente comienza a pasarles factura de verdad, y de ello se aprovechó el Atlético, que salió a por ellos desde el principio.

Porque el Atlético ha sido muy superior. La enorme presión a la que los jugadores del “Cholo” Simeone castigaron al Athletic de salida tuvo sus frutos en el minuto siete. Fue entonces cuando Falcao -que, además de goleador, hoy ha estado realmente virtuoso- comenzó su particular faena recibiendo un balón en la esquina derecha del área bilbaína, y clavando un zurdazo por toda la escuadra de Gorka Iraizoz. Primer “crochet” para los de Lezama, a los que apenas si les había dado tiempo de entrar en el partido.

El Athletic tuvo entonces unos buenos minutos, cuando por fin pudo soltarse los nervios y el doble cansancio no había aparecido aún. De nada le valió. A los 34 minutos, una pérdida de Amorebieta ante Miranda -fruto de la presión que continuaban haciendo los colchoneros- acabó en un pase raso al centro hacia Falcao. El colombiano, como si fuera su paisano César Rincón, sacó la muleta y con un par de “naturales” de verdadera sangre fría “toreó” en apenas cinco metros a Jon Aurtenetxe y a Gorka Iraizoz, antes de fusilar tanto la meta como el alma del Athletic.

Bielsa debió decirles algo bastante fuerte a los suyos en el descanso, porque en la segunda parte los “leones” salieron dispuestos a parecerse lo más posible a quienes habían maravillado en estadios como Old Trafford o el Veltis Arena de Gelsenkirchen. Muniain apareció con una galopada estelar por la derecha que salvó providencialmente Miranda; pero poco a poco fueron perdiendo fuerza, como la gaseosa.

Cierto es que la defensa del Atlético apenas si hizo concesiones; cierto es que De Marcos, Llorente y Susaeta gozaron de ocasiones para haber acortado distancias; pero lo que se pudo ver fue que el Athletic careció de fuerza para empujar y, consecuentemente, también de ideas para generar. Sin piernas la mente apenas si responde; y las llegadas antes mencionadas fueron tan puntuales como escasas.

En el otro área, cada vez que Falcao cogía el balón el runrún se apoderaba de las gradas y el pánico, de la defensa del Athletic. El “matador” se marcó ante unos desesperados Javi Martínez y Amorebieta otra jugada espectacular, que sólo el palo ante un mal remate impidió que acabara en “hat-trick”. Tampoco importó demasiado. Por si aún quedaban leves atisbos de incertidumbre, a cinco del final Diego se encargó de amargarles la noche un poco más a los defensas bilbaínos con el tercer gol de su equipo, fruto de una jugada de gran habilidad en la que también contó con la “sorda” colaboración de Falcao, quien con su presencia en el lado izquierdo provocó que Javi Martínez tuviera que andar con el rabillo del ojo puesto en su figura en vez de centrarse en cerrar la incursión del brasileño.

Al final, como es lógico, risas y llantos. El Atlético, con este título, ha salvado ya la temporada asegurándose también su presencia en Europa; y ahora intentará, con un poco de suerte, “asaltar” la cuarta plaza liguera del Málaga para entrar en Champions. Al Athletic, por su parte, aún le queda otra “bala” por gastar -la final de Copa- para volver a sacar su histórica gabarra; pero con el Barça de Guardiola y Messi como rival, los “leones” son plenamente conscientes de que hoy probablemente hayan dejado escapar su gran oportunidad.

Veremos qué ocurre ante los blaugrana el 25 de mayo en el Calderón; de momento esta noche, en Bucarest, los grandes triunfadores no han sido otros que el Atlético de Madrid por una parte, y Radamel el “Tigre” Falcao por la otra.

, ,

No hay Comentarios

Athletic y Atlético salvan el honor del fútbol español en Europa


Habrá final española en la Europa League, después de las decepcionantes semifinales de Champions para los equipos españoles. Athletic de Bilbao y Atlético de Madrid se verán las caras el próximo 10 de mayo en Bucarest para luchar por el segundo título del fútbol continental, después de deshacerse del Sporting de Lisboa y del Valencia, respectivamente.

Fueron los leones quienes aseguraron el triunfo nacional, remontando en San Mamés el 2-1 que traían los lusos de la ida. Los goles de Susaeta, Ibai y, sobre todo, el de Fernando Llorente a dos minutos del final, colocaron el 3-1 definitivo que lleva al Athletic a reeditar lo que hizo en 1977: final europea y final de la Copa del Rey. Hace 35 años la Juventus (UEFA) y el Betis (el mítico duelo en los penaltis entre Esnaola e Iribar); ojalá esta vez tengan algo más de suerte.

El Atlético lo tenía mucho más claro, tras el 4-2 del Calderón frente a un Valencia muy inferior. La lesión de Canales (probablemente se haya roto de nuevo el ligamento cruzado de su rodilla) dejó en estado de “shock” a los “che”, y un golazo de Adrián selló el pase de los colchoneros, dos años después de su victoria en 2010, a la final de la Europa League.

CHAMPIONS: DECEPCIÓN CULÉ Y FIASCO MADRIDISTA
Por el contrario, en la Liga de Campeones, las cosas rodaron de forma muy distinta, ya que los dos grandes de nuestro fútbol, el campeón y uno de los semifinalistas de 2011, sufrieron sendos batacazos que hicieron que la final del 19 de mayo en el Allianz Arena de Munich la vayan a disputar el anfitrión Bayern y el Chelsea.

Fueron dos batacazos de distinta índole, aunque igual de sonados. El Barça pecó ante el Chelsea de todo lo que no debe pecar un equipo que ha sido una máquina de ganar títulos. No se puede decir que, pese a haber llegado ciertamente cansados al final de temporada, los blaugrana no hicieran todo lo posible por repetir final; pero en el fútbol de élite los errores se pagan.

Falta de pegada más concesiones atrás en momentos claves más ausencia de claridad a la hora de superar defensas cerradas. ¿Resultado? Que te quedas sin final pese a haber gozado de al menos doce o trece ocasiones claras de gol entre la ida y la vuelta. Fue realmente inadmisible que, tanto en Londres como en el Camp Nou, el Barça cediera sendos contragolpes al Chelsea en el descuento de la primera mitad.

Sobre todo fue sangrante lo del encuentro del pasado martes (2-2), en el que el Barça hizo lo más difícil (remontar el 1-0 de Stamford Bridge con los goles de Busquets e Iniesta, y jugar una hora en superioridad por la estupidez de Terry), para luego autoinmolarse con un par de disparos en el pie: el error defensivo en el tanto de Ramires, y el penalti fallado por Messi a los pocos minutos del segundo tiempo.

El empate postrero de Fernando Torres no hizo sino confirmar que, un año más, el campeón no reeditará su corona, y que el Barça se le da especialmente bien al, últimamente seco en goles, delantero madrileño. No obstante, después de todo lo que el Barça le ha dado últimamente al fútbol mundial, creo que es justo afirmar que este equipo, empezando por Guardiola y Messi, tiene derecho a equivocarse y a fallar algún año sin reproches de ningún tipo.

Pero si hay un refrán que se debe seguir en estos casos, es aquél que dice que cuando las barbas de tu vecino veas pelar, pongas las tuyas a remojar. El madridismo, muy especialmente gran parte de su prensa afín (sobre todo Radio Marca, en sus programas Directo Marca e Intermedio), se dedicó al día siguiente a hacer burla y chanza de la derrota del Barça… y por la noche llegó el palo del Bayern Munich a un Madrid que, antes de empezar, se veía ya con el doblete, con la “Décima” y con la hegemonía arrebatada por completo a su rival.

Todo esto se acrecentó con los tempraneros goles de C. Ronaldo (el primero, de claro penalti; y el segundo, en un fuera de juego complicado de ver). Superado ya el 2-1 de Munich, el Madrid retrasó sus líneas, pero el Bayern no se vino abajo y, tras el penalti marcado por Robben, se hizo merecedor del pase bastante antes de unos penaltis en los que las dos paradas de Casillas fueron insuficientes.

Neuer atajó los lanzamientos de C. Ronaldo (primera pena máxima que falla en más de dos años, y segunda vez que yerra un tiro en una tanda, tras el de la final M. United-Chelsea de 2008) y de Kaká; Sergio Ramos mandó el balón al Paseo de la Castellana, y Schweinsteiger le dio la puntilla definitiva a un equipo cuyo entrenador, tras fracasar de nuevo en Europa, volvió a cargar contra… el calendario.

Guardiola no puso excusas a la derrota del Barça: Mourinho culpó al calendario de la eliminación del Madrid. He aquí la diferencia entre uno y otro. Según cuentan, es probable que Pep no siga en el Barça; “Mou”, por su parte, dijo que seguirá en el Madrid -nos ha fastidiado, como que todavía tiene dos años más de contrato-. Y, mientras tanto, leones y colchoneros protagonizarán en Bucarest, dentro de apenas dos semanas, la gran fiesta del fútbol español de clubes en la presente temporada. Porque ellos sí que se lo han ganado.

, ,

No hay Comentarios

Ya tenemos la semifinal Madrid-Barça

Se cumplieron los pronósticos en los cuartos de final de la Champions, y la esperada semifinal entre el Barça y el Madrid ya está más que servida. Tal y como se pensaba, ambos equipos se verán las caras un total de cuatro veces en apenas dos semanas, un récord mundial en la historia de blaugranas y merengues.

Tanto el uno como el otro sentenciaron sus respectivas eliminatorias en el partido de ida, en el que hicieron valer con creces el “factor cancha”. Cierto es que el Shakhtar, por lo visto sobre todo en el Camp Nou, parece que ha demostrado ser bastante mejor equipo que el Tottenham -que se “autoeliminó” de entrada en el Bernabéu con los errores de su portero y la estupidez de Crouch-; pero al final el resultado es lo que cuenta, y los dos conjuntos hicieron gala de una fenomenal calidad y pegada para dejar los enfrentamientos vistos para sentencia antes de volver a vencer tanto en el Dombass Arena de Donetsk como en White Hart Lane.

¿Qué puede pasar, no ya en la Champions sino en el global de enfrentamientos próximos? Pues, aunque suene a tópico, es toda una incógnita. La historia reciente dice que si el Barça está en plenitud de condiciones y juega como sólo él sabe -más ahora que Messi parece haber vuelto a encontrar el tono futbolístico y goleador- el Madrid, pese a la constelación de estrellas que tiene en su plantilla, no tiene nada que hacer.

Pero es que los de Guardiola, como todos sabemos, vienen cojeando en defensa desde hace ya varias semanas. La desgracia se ha cebado con ellos tanto por la misteriosa lesión de Puyol -siempre digo que en teoría debe quedarle poco, pero que…- como por la enfermedad de Abidal; y desde entonces, pese a que tanto Sergio Busquets como Mascherano lo han hecho lo mejor posible para acompañar a Piqué, las bajas tanto del capitán como del francés se vienen notando sensiblemente.

Y es ahí donde el Madrid podría hacer mucho daño, sobre todo si consigue arrebatarle parte de la posesión que suele tener habitualmente su rival. Los blancos se acuerdan todavía del tremendo 5-0 de la primera vuelta, lo que sin duda constituirá todo un estímulo para vencer de una vez al Barça, con el que llevan perdiendo tres temporadas consecutivas con ésta.

Aunque para que el Madrid tenga opciones de resarcirse de tan dolorosas derrotas deberá revertir otra particular situación, ligada estrechamente con la psicología. El colectivo de Mourinho no sólo dispone en sus filas de jugadores claves habitualmente “zarandeados” por el Barça -C. Ronaldo, sin ir más lejos, que por mucho que lo intenta no consigue “mojar” ni de casualidad contra el enemigo barcelonés ni con el United ni en Chamartín-, sino también por la selección española -que, en un 80%, es lo mismo que el Barça-, como por ejemplo Özil -y, en menor medida, Khedira-, “barrido” clamorosamente por Busquets, Xavi e Iniesta en la semifinal del Mundial.

De todos modos, esto no son más que palabras. Los hechos comenzarán el sábado con el partido de liga (Bernabéu); seguirán el Miércoles Santo con la final de Copa (Mestalla); y culminarán en primera instancia el miércoles 27 de abril (Bernabéu) y el martes 3 de mayo (Camp Nou), con la semifinal de la Champions. No va más, pues.

La otra semifinal, dicho sea de paso, enfrentará al sorprendente Schalke 04 de Raúl y Jurado y al Manchester United. Los alemanes han dejado en la cuneta con todas las de la ley al campeón de la temporada pasada, el Inter; mientras que los ingleses han apeado a sus compatriotas del Chelsea en la única eliminatoria ciertamente emocionante de las cuatro.

ÚLTIMA HORA (14-4-2011): El Villarreal también se ha clasificado para semifinales, en este caso de la Europa League, al deshacerse con suma facilidad del Twente holandés (5-1 y 1-3). Su rival en la penúltima ronda será el Oporto; mientras que el otro enfrentamiento, en unas semifinales muy portuguesas, medirá a Benfica y a Sporting de Braga.

, ,

No hay Comentarios

El Atlético de Madrid, campeón de la Europa League

Han pasado 14 años desde que consiguiera el doblete; 48 sin ganar un título europeo; y 24 sin disputar una final continental; pero el Atlético de Madrid, por fin, ha vuelto a levantar un trofeo. Los colchoneros han derrotado en el Hamburgo Arena al Fulham inglés por 2-1 y se han proclamado campeones de la Europa League, en la primera edición de este torneo que sustituye a la Copa de la UEFA.

Diego Forlán, quién si no, ha sido el gran artífice del triunfo con sus dos goles, ambos con la colaboración del otro “crack” atlético, el “Kun” Agüero. El primero, en el minuto 31, cuando el uruguayo remachó al fondo de las mallas un deficiente disparo del argentino; y el segundo, cuando la prórroga languidecía y parecía que íbamos a llegar a los penaltis.

A cuatro minutos del final, una enorme jugada del “Kun” por la izquierda fue rematada con el tacón -y con la ayudita de un rival- por Forlán, un gol que vale todo un título europeo. Y la semana que viene puede llegar otro. Quién se lo iba a decir a su afición hace apenas medio año…

El partido, siendo objetivos, no ha sido bueno ni vibrante exceptuando un tramo de la primera mitad en el que el Atlético le estaba imprimiendo un mayor ritmo al juego; pero eso se acabó con el tempranero empate de Davies. De ahí al final, muy, pero que muy poco; pero eso no importa porque, como se suele decir en el mundo del deporte de competición, las finales no hay que jugarlas, sino que ganarlas. Y eso es, precisamente, lo que ha hecho el Atlético.

¿Será capaz de repetir la semana que viene en la Copa del Rey? Un análisis más o menos pormenorizado dice que el Sevilla tiene mucho mejor equipo que el Atlético, más si el seleccionador uruguayo Tabárez no cede al héroe de Hamburgo -que todo el mundo confía en que lo haga-; pero si históricamente hay un equipo imprevisible en el mundo junto al Real Betis Balompié, ese es el Atlético de Madrid. Un equipo que, con este gran triunfo, está pletórico de moral para acudir a la batalla de dentro de siete días en el Camp Nou.

Para terminar, quiero dar mi más sincera enhorabuena a mis dos buenos amigos y fieles seguidores de este espacio Rafa y Quique. Al primero porque, como hoy parece que ha demostrado, su pasado como aficionado futbolero rojiblanco le rebrota como al que más en las grandes ocasiones; y al segundo porque, después de los disgustos que le (nos) da el Betis, por fin el fútbol le ha proporcionado una alegría gracias a su particular ramalazo colchonero.

,

1 Comentario

El Atlético de Madrid, a la final de la Europa League

Veinticuatro años después vuelve el Atlético de Madrid a una final europea. Entonces el Dinamo de Kiev le derrotó en la final de la Recopa de 1986; y este año tendrá la oportunidad de conseguir su segundo título europeo al haberse metido en la de la Europa League, en la que se medirá a los ingleses del Fulham. La derrota por 2-1 en Anfield contra el Liverpool le vale para clasificarse por el valor doble de los goles marcados en campo contrario, y también para convertirse en el único equipo español en llegar al encuentro decisivo en Europa esta temporada.

El Atlético llegaba al feudo del equipo de Rafa Benítez con el 1-0 del partido de ida, y durante la primera mitad aguantó bastante bien; pero justo antes del descanso Aquillani aprovechó un centro de Benayoun para batir a De Gea. El segundo tiempo no resolvió nada, y todo se dejó para el tiempo extra.

Pero la prórroga no empezó nada bien porque a los tres minutos Benayoun, más solo que la una ante De Gea, fusiló al joven portero atlético y le dio la vuelta a la eliminatoria. Pese a que aún restaban 25 minutos todo parecía perdido. Sin embargo la entrada de Jurado hizo que el choque diera un vuelco espectacular; y en el minuto 12 Forlán, como en la ida, marcó el gol que supuso la clasificación después de aprovechar un gran pase de Reyes desde la derecha.

De ahí en adelante el Atlético no sólo no sufrió, sino que incluso tuvo alguna ocasión muy clara para poner el empate a dos. No hacía falta; el tanto del goleador rojiblanco (ayer de negro) fue suficiente para meter al equipo de la ribera del Manzanares en la primera de las dos finales que, a lo tonto a lo tonto, va a jugar esta temporada. Ésta, el día 12; la de Copa contra el Sevilla, el 19. Dos ocasiones para ganar, después de una mala temporada en liga y en Champions, dos importantes títulos.

Su rival dentro de dos semanas, como ya hemos comentado, será el Fulham inglés, que se cargó al Hamburgo, por 2-1. El equipo londinense ha sido la gran sorpresa del torneo, eliminando a importantes equipos y deshaciéndose en semifinales del anfitrión de la final, remontando además el gol inicial de los alemanes. Pese a estar, como el Atlético en España, en la mitad de la tabla de la Premier, será un complicado rival para los colchoneros en su lucha para traerse a nuestro país la primera edición del torneo que sustituye a la Copa de la UEFA.

,

1 Comentario

Europa League: El Atlético elimina al Valencia, y se las verá con el Liverpool en semifinales

El Atlético de Madrid será el equipo español que dispute las semifinales de la Europa League, después de deshacerse del Valencia por el valor doble de los goles marcados fuera de casa. El 0-0 cosechado esta noche en el Vicente Calderón ha hecho bueno el 2-2 de la pasada semana en Mestalla, y ahora los colchoneros se enfrentarán en semifinales al “coco” de la competición, el Liverpool de Rafa Benítez… y de Fernando Torres. Los ingleses han remontado el 2-1 que traía el Benfica del Nuevo Da Luz, venciéndoles por 4-1 con dos goles del delantero centro de España, ex atlético.

El Valencia, que necesitaba un gol para clasificarse, no hizo prácticamente nada hasta los últimos minutos, cuando entraron Vicente y Zigic. Fue entonces cuando acumularon varias ocasiones que se estrellaron bien contra el palo, bien contra las manos de De Gea.

Sin embargo el signo de la eliminatoria pudo cambiar de verdad en el minuto 84, cuando los seis árbitros que hay en la Europa League (el principal, los asistentes laterales, el cuarto árbitro y los experimentales jueces de área) se tragaron un flagrante penalti de Juanito sobre Zigic, que enervó a todo el valencianismo, siendo expulsado Unai Emery. Lógico, pero el técnico del Valencia y los suyos también deberían reflexionar sobre el porqué de la falta de ambición de su equipo durante la mayor parte del partido, cuando necesitaba marcar.

El rival del Atlético, como ya hemos comentado, será el Liverpool, en lo que supondrá, si no hay lesión como la pasada temporada en Champions, la vuelta de Fernando Torres al Calderón. Por otra parte, el pase de los de la ribera del Manzanares supone que todavía no hay fechas para la final de la Copa del Rey, una cuestión que amenaza un poco más con eternizarse.

La otra semifinal la disputarán el anfitrión de la final, el Hamburgo, y el Fulham, verdugos del Standard de Lieja y del Wolfsburgo, respectivamente.

,

2 Comentarios

Champions: Arsenal-Barça, en cuartos de final

Se acaban de sortear los cuartos de final y las semifinales de la Champions League; y al Barça, único representante español, le ha tocado en suerte un fuerte rival, aunque no el peor de todos: el Arsenal. El encuentro de ida se celebrará en el Emirates Staduim en plena Semana Santa; y el de vuelta, una semana más tarde en el Camp Nou.

El emparejamiento supone la vuelta de Cesc Fábregas al lugar donde se comenzó a criar como futbolista, y al que podría regresar la próxima temporada como jugador culé. Pero el morbo podría continuar en semifinales, ya que el vencedor de esta eliminatoria se enfrentará al vencedor del Inter-CSKA de Moscú; ya que si tanto Barça como Inter cumplen con los favoritismos se podría dar la segunda vuelta de Eto´o al Camp Nou esta temporada, y la segunda visita de un técnico odiado por el barcelonismo como José Mourinho.

El choque estrella será el que mida a Bayern Munich y a Manchester United, cuyo ganador se cruzará con un equipo francés, ya que Olympique de Lyon y Girondins de Burdeos protagonizarán el último duelo de cuartos de final -paradójicamente, el primero en salir-; lo que asegura, como ya hemos dicho, un representante del país galo en semifinales.

CUARTOS DE FINAL (30-31 de marzo/6-7 abril):

1. Olympique de Lyon (Francia)-Girondins de Burdeos (Francia)
2. Bayern Munich (Alemania)-Manchester United (Inglaterra)
3. Arsenal (Inglaterra)-F.C. Barcelona (España)
4. Inter (Italia)-CSKA de Moscú (Rusia)

SEMIFINALES (20-21/27-28 de abril):

1. Vencedor 2-Vencedor 1
2. Vencedor 4-Vencedor 3

FINAL (22 de mayo):

1) Vencedor Sem. 1-Vencedor Sem. 2

Europa League: Valencia-Atlético
En la segunda competición continental habrá duelo entre los dos equipos españoles que siguen su camino. El Valencia y el Atlético de Madrid se verán las caras después de eliminar al Werder Bremen (1-1 en Mestalla y 4-4 en Bremen) y al Sporting de Portugal (0-0 en Madrid y 2-2 en Lisboa) respectivamente, según ha dictaminado este mediodía el bombo de la UEFA. Quien venza se medirá al que quede vivo del Benfica-Liverpool en el que es, a priori, el cuadro más fuerte de las últimas rondas de la Europa League.

CUARTOS DE FINAL (1 y 8 de abril):

1. Hamburgo (Alemania)-Standard de Lieja (Bélgica)
2. Fulham (Inglaterra)-Wolfsburgo (Alemania)
3. Valencia (España)-Atlético de Madrid (España)
4. Benfica (Portugal)-Liverpool (Inglaterra)

SEMIFINALES (22 y 29 de abril):

1. Vencedor 1-Vencedor 2
2. Vencedor 3-Vencedor 4

, ,

No hay Comentarios